Catwalk. Un recorrido por la moda en Holanda

El prestigioso fotógrafo holandés Erwin Olaf ha sido elegido para comisariar la primera gran exposición de moda que se celebra en el Museo Nacional de Amsterdam, el conocido Rijksmuseum.

El museo cuenta con una colección de más de 10.000 piezas de hombre, mujer y niño fechadas principalmente entre 1700 y 1960, siendo la mayor colección del país.

Comenzó a reunirse en 1870 y no se limita a diseños o tejidos holandeses, sino que acumula piezas de algunos de los mejores talleres internacionales.

Foto: Carola Van Wijk

Foto: Carola Van Wijk

El criterio de la colección se asienta en la relevancia histórica de las piezas, como unas realizadas con seda procedente de mapas utilizados durante la post guerra o por iconos de la historia de la moda como Yves Saint Laurent o Cristobal Balenciaga.

Foto: Carola Van Wijk

Foto: Carola Van Wijk

Lo que más me gusto de la exposición es no sólo ver algunas de las maravillas expuestas, con unos trabajos espectaculares, sino la cantidad de información referida a los personajes que las utilizaron y las situaciones para las que se las ponían.

También el recorrido está lleno de referencias a la preparación de la exposición, al trabajo de selección de Olaf y al mimo con el que los conservadores del museo tratan las piezas. Pincha aquí o en la imagen de abajo para ver un vídeo que lo recoge.

Captura de pantalla 2016-04-15 a las 14.26.37

 

Olaf ha querido convertir la exposición en un recorrido por la historia de la sociedad holandesa, que se puede expandir a la sociedad internacional, en el sentido de cómo la moda ha ayudado a la mejor relación de unos con otros, permitiendo cada vez más libertad para el individuo.

Esta evolución puede verse en una de las salas donde por una auténtica pasarela desfilan diseños de distintas épocas modernas enfrentados a un vestido de novia del s. XVIII.

Foto: Carola Van Wijk

Foto: Carola Van Wijk

 

Foto: Carola Van Wijk

Foto: Carola Van Wijk

Me sorprendió una sala con una colección de encorsetadísimos vestidos de niñas, los escotes son de vértigo! y no me puedo imaginar cómo podrían jugar a nada allí metidos, pero por otro lado es maravilloso ver tan de cerca el cuidado de las prendas.

Foto: Carola Van Wijk

Foto: Carola Van Wijk

Uno de ellos es un maravilloso vestido de novia de seda fechado entre 1750-1760 maravillosamente bien conservado, que mezcla tradiciones de moda inglesas y continentales.

Foto: Carola Van Wijk

Foto: Carola Van Wijk

Foto: Carola Van Wijk

Foto: Carola Van Wijk

Este mismo ha sido el escogido por Olaf para realizar una preciosa fotografía presente en la misma sala.

Erwin Olaf

Erwin Olaf

Rijksmuseum, Amsterdam. Hasta el 16 de mayo. www.rijksmuseum.nl/en/catwalk